Envíos gratis a España* I Entrega en 24h disponible I Pruébalo durante 15 días

Skip to main content
¿Cómo limpiar joyas de oro?

¿Cómo limpiar joyas de oro?

Muchas de vosotras os habéis preguntado alguna vez cómo limpiar joyas de oro, o con qué limpiar joyas de oro. Siempre pasa cuando tienes un momento especial en el que querías lucir esa joya, y de repente te das cuenta que está sucia. Saberlo es muy importante ya que si no se hace de forma apropiada, se pueden llegar a dañar tus tan queridas joyas.

Pues no te preocupes, todo tiene solución, aquí aprenderás fácilmente como limpiar joyas de oro. A continuación, os describimos una recomendación que os será muy útil para poder limpiar joyas de oro en casa. En unos minutos podrás tener la joya limpia y brillante para lucirla en esa ocasión especial. Asimismo, haciéndolo cada vez que veáis que vuestras joyas han cogido suciedad, podréis mantenerlas en buen estado y lucirlas siempre preciosas. Tened en cuenta que si las joyas no son de oro, sino bañadas en oro, nuestra recomendación sería utilizar otro método  que por nuestra experiencia protege mejor el baño (vamos a preparar una entrada pronto explicándolo). 

Antes de empezar comentaros los utensilios y productos que vais a necesitar para limpiar las joyas de oro. Productos y utensilio fáciles que cualquiera de vosotros podéis tener en casa:

  • Un recipiente o cuenco con agua. Simple agua del grifo es suficiente. No es necesario utilizar aguas minerales o de otro tipo.
  • Un cepillo de dientes. Es importante que el cepillo de dientes tenga las cerdas suaves para no arañar la pieza de joyería.
  • Una pastilla de jabón de manos. Es muy importante saber con qué limpiar joyas de oro. Nuestra recomendación es que el jabón sea neutro. Sobre todo si la joya que vamos a limpiar tiene perlas o corales, ya que los productos químicos podrían estropearlas.
  • Papel absorbente de cocina. Si no tenemos papel absorbente a mano, podemos utilizar un paño limpio.

Pasos para limpiar joyas de oro con jabón neutro.

Bueno, pues ya tenemos todo preparado para comenzar a limpiar joyas de oro. Lo primero de todo es sumergir el cepillo de dientes en el agua. Una vez mojado, sacarlo y frotar la parte de las cerdas con la pastilla de jabón.

Una vez hecho esto y ya teniendo un poco de espuma de jabón en el cepillo, empezamos a frotar suavemente el cepillo con la joya. Es importante hacerlo suavemente e intentando llegar con las cerdas del cepillo a todos los recovecos de la joya. Como comentábamos antes, hacerlo de forma suave nos asegurará que no rayemos la joya.

Una vez que hemos pasado el cepillo por todos los sitios de la joya, metemos la pieza en el cuenco con agua para retirar el jabón de la misma. Procedemos a retirar la joya del agua y con el papel absorbente la secamos detenidamente para quitarle todo el agua que pudiera haber.

Después de lo anterior ya habríamos terminado. Seguro que con este simple consejo tu joya habrá ganado muchísimo brillo y la tendrás reluciente. Esperamos que lo anterior te haya servido para conocer una forma más de cómo limpiar joyas de oro.

Recordad que la anterior recomendación es para cuando tengáis cierta urgencia para lucir la joya pero está sucia. Si la joya es de mucho valor o es delicada, o no sólo sea de oro sino que lleve otros materiales como las perlas, o las gemas, etc., os recomendamos que se lo llevéis a expertos joyeros. Así te garantizarás que la joya no sufre ningún daño en el proceso de limpieza. 

"Para ofrecerle un mejor servicio, nuestro sitio web utiliza cookies. Más información sobre Política de cookies